El Museo Egipcio

Suscríbete a nuestro Boletín

¿Dónde está?

El Museo se encuentra ubicado en el centro de la ciudad, acerca de la Plaza Tahrir que es el corazón de El Cairo y de todo el país.  

Esta ciudad es el principal punto de acceso al país, lo que permite que para todos los visitantes sea posible conocer este único museo y uno de los destinos preferidos de los turistas 

¿Quién lo construyó? 
El egiptólogo francés Aguste Mariette Pasha fue el primero en plantear la necesidad de construir este Museo en 1858, pero se inauguró en 1902. Por eso, en el jardín del museo se encuentra una gran estatua de bronce sobre la tumba de Auguste Mariette, que lleva su nombre y las fechas de su nacimiento y muerte. El proyecto del edificio fue realizado por el arquitecto francés Marcel Dourgan y se construyó durante el reinado del Jedive Abbas Helmi II. El egiptólogo francés Gastón Maspero fue el primer director del museo.
 

El Museo Egipcio

El motivo de su construcción: 
El Museo Egipcio fue construido para albergar las muestras de arte faraónico como estatuas, sarcófagos, joyas, relieves, etc.  lo más importantes de todo Egipto. Durante siglos diferentes expediciones se han realizado en todo el país logrando esta excelente colección, la cual nos ha permitido conocer más sobre la vida, costumbres y un sin fin de datos relacionados con la vida cotidiana y con acciones importantes que cambiaron el rumbo de la historia. 
 

¿Cómo es? 
Mariette Pasha inauguró el primer museo en el barrio de Boulaq en el año de 1835, pero después de que resultara inutilizado a causa de una gran inundación, la colección tuvo que ser trasladada al Palacio de Ismael Pasha en Guiza y se conservó durante este lugar hasta 1902 donde se trasladó posteriormente, al presente edificio.
 
El Museo consta de más de 50 salas distribuidas en dos plantas y alberga una colección de más de 200, 000 piezas en exhibición. Hace pocos años se pudo presentar un incremento en los objetos que tiene el museo debido a que Egipto logró recuperar muchas de las piezas que se encontraban en diferentes países ya sea en museos de varias partes del mundo o incluso en colecciones privadas, sin embargo estas se han logrado repatriar y actualmente podemos disfrutar de ellas dentro del museo. 


 
Las dos salas más famosas son, por un lado, la que alberga los tesoros encontrados en la tumba de Tutankamón, siendo una de las más emblemáticas la máscara de oro que se encontró junto con otras 5,000 piezas dentro de la tumba.  y por otro lado, la que contiene los restos momificados de los faraones más importantes entre los años 1552 y 1069  a.C., entre ellos Ramsés II. 
Visitar el museo egipcio es como un recorrido por la historia ya que sus salas se encuentran ordenadas de forma cronológica lo que permite poder ir viajando por cada dinastía y poder observar los cambios en cada una de ellas y las mejoras considerables que se fueron teniendo con el paso de los años.  


 

El Museo Egipcio

Como un dato adicional te decimos que en los sótanos del museo hay alrededor de 600 momias sin registrar o mal registradas. Se tiene planeado para este proyecto que se puedan clasificar correctamente estos restos con ayuda de nueva tecnología y así rectificar o completar las genealogías de los reyes egipcios de todos los períodos.
 
También se encuentran en el Museo otras obras maestras que abarcan desde el período predinástico hasta el período grecorromano.
¡No te pierdas la oportunidad de visitar este museo!
 
 

El Museo Egipcio

Si estás pensando en un viaje a Egipto y quieres organizar un viaje inolvidable, único, con servicio de calidad y guía en español, te ofrecemos los mejores Viajes a Egipto. ¡Disfruta!